El aceite de coco sella la humedad y controla el frizz y el cabello suelto, revelando rizos más suaves y tersos con la fijación suficiente. Hecho con manteca de karité pura y formulado sin ingredientes agresivos.